Las Preguntas de un Niño...


¿Y las respuestas?


7 comentarios:

ABRAXAS CADIZ dijo...

Creo que en las preguntas de los niños se encuentran el asombro, el ansia de saber y las raíces de la filosofía auténtica.
Lástima que pronto los desanimamos y dejan de preguntar, quizá porque se dan cuenta que no sabemos nada de lo que en realidad importa.
Pero bueno, no pasa nada, siempre estamos a tiempo de volver a ese estado de pureza e inocencia, y comenzar de nuevo las preguntas. Y contestarnos...
Un abrazo, Bet, y gracias por proponernos reflexiones. Sin ellas difícilmente llegaríamos a conclusión alguna...

Marti dijo...

con los niños muchas veces hay que ser como los politicos cuando nos hacen algunas preguntas que no sabemos responder o son un poco mas delicadas, como por ejemplo temas de sexo :D y las respuestas que como adultos les damos hechando balones fuera o simplemente mintiendo. Desde luego que los niños demuestran muchas veces más interes por aprender lo desconocido que nosotros los adultos que por miedo o por no querer ser menos que otros nos avergonzamos y nos lo callamos.

Saludos.

evlahos dijo...

so cute

JuanJo dijo...

Preguntas por los Elementos Fundamentales de la Naturaleza.

Respuesta: "Es el idioma con el que nuestra Madre nos habla".

;-)

Bet del Mar dijo...

Abraxas, es verdad, los niños preguntan teniendo una percepción directa de las cosas, sin identificaciones ya que no han formado aún su personalidad (su yo), preguntan desde el mismísimo ser y así es como ven el mundo que los rodea. Abrazos también para ti y gracias por participar con tu comentario enriquecedor.

Hola Marti! si, muchas veces los adultos nos sentimos en "jaque" con las preguntas de los niños... tal vez porque hay temas que no hemos resulto y nos cuestan afrontar o encontrarles una respuesta sin sentirnos "tocado", pero bueno... es el desafío, la enseñanza que los más pequeños tienen para nosotros, con ellos crecemos también ;-) Muchas veces nos hacen ver cosas que no nos imaginábamos que existían o que se podían ver desde esa perspectiva, nos abren puertas que habían pasado desapercibidas.... todo un reto! Saluditos también para ti.

Evlahos, me alegra tu visita ;-) abrazos y que tengas un lindo día en tu bella Grecia!! Ya pasaré a ver las sorprendentes y exóticas fotos de tu sitio.

JuanJo!! maravillosa respuesta que tendré en cuenta...jejeje!!

Abrazos y saludos para todos!!
Gracias!

Bernardo dijo...

Que lindo es poder saber el por qué de las cosas, poder observar las cosas con la inocencia de un niño y no tener preconceptos sobre lo q sucede a nuestro alrededor, ser libre de sentir y experimentar la naturaleza q hay a nuestro alrededor, sentirla tal cual es, con el tiempo nos dan respuestas a todos nuestros interrogantes y no siempre son las correctas, asi vamos creciendo guiados por esas estructuras, que lindo seria tener menos preguntas y vivir mas, pero los seres humanos somos buscadores incansables de respuestas a todos los por qué.

Muy lindo.

Saludos.

Por que posteaste esto? ja ja ja

Ber

juan dijo...

Es el tipo de preguntas a las que un adulto no tiene capacidad de respuesta. Lo más cómodo entonces es decirle "niño, porque las cosas son así; no preguntes tonterías". Luego, con los años, intentamos refrescar nuestra capacidad de plantearnos todo y no dar nada por supuesto; y volvemos a ser sanamente curiosos. Irónicamente, esas mismas preguntas pronunciadas por un maestro oriental nos despertarían el asombro y la admiración...

Y bueno... no escurriendo el bulto... respondiendo a este hermoso niño, le diría: No lo sé :(